falta de medicinas

¿Por qué faltan medicinas? Posibles respuestas:

Porque hay escasez y no se pueden conseguir en las cantidades necesarias, escasez que puede originarse, o por producción insuficiente, que puede tener más de una causa, desde una prohibición gubernamental para producir ciertas medicinas hasta carencia de algunos factores de la producción necesarios para poder hacerlo, o por acaparamiento de parte de los distribuidores, para generar artificialmente escasez, para presionar el precio al alza, para poder cobrar más por las medicinas, para poder obtener mayores utilidades.

economía mal

El pasado viernes, en la mañanera, AMLO dijo que a los mexicanos “nos va a ir bien” en  materia de economía, afirmación que lanzó el mismo día que el INEGI dio a conocer los resultados del Indicador Global de la Actividad Económica, IGAE, correspondientes a noviembre pasado, que muestran lo mal que nos fue, en materia de actividad económica, en el 2019.

“Abogado que no tenga estudios de economía, muy probablemente se convertirá en un enemigo público”, frase de Louis Dembitz Brandeis (1856 – 1941), quien fuera Juez Asociado de la Suprema Corte de Justicia de los Estados Unidos de Norteamérica de 1916 a 1939, a quien parafraseo: “Legislador que no tenga estudios de economía, muy probablemente se convertirá en un enemigo público”.

En 2018 la tasa promedio mensual de desempleo fue 3.05 por ciento de la población económicamente activa, formada por todos los mexicanos, hombres y mujeres, mayores que 15 años que buscan trabajo: si lo encuentra se vuelven población ocupada, PO, y si no lo encuentran, y siguen buscando, son población desocupada, PD. En 2019 fue 3.78 por ciento, lo cual dio como resultado un aumento de 0.73 puntos porcentuales, equivalentes al 23.93 por ciento. Malo.

Para que el gobierno opere necesita recursos. ¿Cuáles son sus fuentes de financiamiento? Primera: impuestos. Segunda: deuda. Tercera: producción de dinero. Cuarta: venta de activos. Quinta: rifas. Estas fuentes de financiamiento se dividen, para los ciudadanos, en dos tipos: las obligatorias y las voluntarias.

En el gobierno, al igual que en las empresas, se deben identificar las causas de logros y fracasos. Los logros del gobierno se traducen en mejoras del nivel de vida de millones y en retrocesos los fracasos, de los que debemos identificar su origen y corregirlos. Si por ideología o soberbia no hay correcciones, empeorará más la economía.

gastando mal

Una y otra vez escuchamos, sobre todo en boca de políticos y demás gubernamentólatras (gubernamentólatra: dícese de aquel que idolatra al gobierno), que en México el gobierno recauda poco, sobre todo si nos comparamos con los otros países integrantes de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, la OCDE. En México la recaudación de impuestos no llega al 20 por ciento del PIB, del ingreso generado en la economía, mientras que el promedio de la OCDE es del 35, lo cual, efectivamente, nos ubica, ¡afortunadamente!, como un país de baja recaudación, algo que muchos consideran un defecto que debe corregirse, como si de un mayor gasto gubernamental dependiera un mayor progreso económico, un mayor bienestar de la gente.

mexico economia

La economía mexicana es como un barco con los motores encendidos y queriendo ir hacia adelante, pero con una enorme ancla en el fondo del mar que no le permite avanzar. Esto se lo digo porque la semana pasada, el Departamento de Comercio de Estados Unidos, informó que de enero a noviembre del año pasado, el intercambio comercial entre ese país y México, ascendió a 567 mil 813 millones de dólares.

Esto representa un incremento de 0.5% respecto al mismo periodo del año anterior, pero lo más importante, es que con este dato, nuestro país acumula ya once meses como principal socio comercial de de Estados Unidos, por encima de China, nuestro principal competidor.

programas clientelares

¿De dónde saldrán los 5 mil millones de pesos necesarios para que el Ejército construya este año 1,350 sucursales del Banco para el Bienestar, ¡3.75 por día!, que AMLO ha prometido como parte de las 13,000 que pretende construir? De los ahorro de fin de año. Así lo dijo: “Las primeras mil trescientas van a significar una inversión de 5 mil millones de pesos (…) ¿De dónde los obtuvimos? Pues fueron de los ahorros de fin de año y ya tenemos el dinero y está por firmarse el convenio con la Secretaría de la Defensa para la construcción de las más de mil trescientas sucursales del Banco para el Bienestar…”.

banco del bienestar

Mucho es lo que se debe preguntar en torno al Banco del Bienestar, comenzando por lo primero: es tarea legítima del gobierno ser banquero, lo cual nos lleva a la siguiente pregunta: cuáles son las legítimas tareas del gobierno.

Según datos de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), México ocupa el último sitio en recaudación tributaria en relación a su PIB, 16.1% entre los países miembros de esa organización. Esa cifra puede llevar a la falsa conclusión que los impuestos son bajos en México. Paradójicamente, una de las causas de la escasa recaudación en México en relación a su Producto Interno Bruto son los altos impuestos.

Cito, de su texto Lo que se ve y lo que no se ve, a Federico Bastiat: “En el ámbito económico, un acto, un hábito, una institución, una ley, no producen sólo un efecto, sino una serie de efectos. De estos únicamente el primero es inmediato y dado que se manifiesta a la vez que su causa, lo vemos. Los demás, como se desencadenan sucesivamente, no los vemos, bastante habrá con preverlos”.

Comienzo citando, de su libro La economía en una lección, a Henry Hazlitt: “La Economía se halla asediada por mayor número de sofismas que cualquier otra disciplina cultivada por el hombre. Esto no es simple casualidad, ya que las dificultades inherentes a la materia, que en todo cao bastarían, se ven centuplicadas a causa de un factor que resulta insignificante para la Física, las Matemáticas o la Medicina: la marcada presencia de intereses egoístas”, mismos que encontramos entre los legisladores, ese grupo de personas cuya tarea es hacer leyes, cuyo fin es, en mayor o menor grado, pero siempre en alguno, limitar la libertad de las personas, muchas veces en función de sus intereses (de los legisladores).

Para confirmar la eficacia de un sistema para reducir la pobreza y lograr el progreso de las mayorías, debemos identificar las características concretas que involucra su aplicación, y conocer los resultados reales donde se aplica.

Los objetivos teóricos del socialismo son atractivos, reducción de la pobreza e igualdad de ingresos. Hay que tener claro cómo se organiza un sistema socialista para lograr esos fines.

Dos fueron, en términos generales, los resultados económicos del 2019, el bueno y el malo.

El bueno, se mantuvo la estabilidad: el tipo de cambio peso dólar se apreció 4.00 por ciento; la bolsa de valores ganó 4.45 por ciento; la tasa de interés, Cetes a 28 días, bajó 11.26 por ciento; la inflación anual se ubicó por debajo de los tres puntos porcentuales, 2.97 en noviembre.

La típica pregunta por estas fechas es: “¿Y cómo pinta el año nuevo?”, pregunta a la cual me gusta responder así: “Pues a ver cómo lo pinta cada quien, ¡porque solo no se va a pintar!”.

¿Qué es lo primero que se necesita para que cada uno pinte, de la mejor manera posible, el año que inicia, que en este sentido es su año? Reconocer que, hasta cierto punto, somos lo que hacemos, pero que sobre todo somos como lo hacemos, y que si lo hacemos bien seremos mejores. Pongo un ejemplo.

destruir eua

En 1914, en las conferencias de Niagara, los EUA le recomendaron al gobierno mexicano la instrumentación de una reforma agraria. En los años 30 apoyaron a Cárdenas para que expropiara las compañías petroleras inglesas, que eran sus competidoras. A las compañías americanas, cuyas matrices en EUA estaban a punto de la quiebra por la gran recesión, les pagaron muy bien por la expropiación de sus filiales en México.

infierno fiscal

Un funcionario del SAT (Servicio de Administración Tributaria) manifestó que iniciarían una investigación para determinar si Estados Unidos se había convertido en un paraíso fiscal al bajar impuestos. Aunque a los pocos días la SHCP señaló que no harían esa investigación, quedó de manifiesto que muchos funcionarios consideran un bien para la sociedad aumentar impuestos y una política antisocial reducirlos.

terrorismo fiscal

En este espacio anticipamos que una reforma fiscal llegaría en la segunda mitad del sexenio, pero por desgracia, nuestra previsión se ha adelantado.

La secretaría de Hacienda ha hecho pública ya, en noviembre, su intención de anticipar la citada reforma en caso de que los ingresos fiscales continúen decepcionando, como en 2019. Y lo harán.

PRI de los setentas

La Constitución de 1917 fue básicamente liberal, con varios artículos parecidos a la de los EUA, pero a través de los años ha sufrido un sinnúmero de reformas que la acercan a una Constitución socialista, caracterizada por una mayor intervención del Estado en la economía.

Maliche con Hernán Cortés Conquista

Nuestra historia ha estado manipulada desde hace muchos años y muchos sexenios.

Nuestra historia, con interpretación oficialista, ha tenido un fuerte impacto en la alimentación de actitudes de confrontación y rencores, lo cual seguirá subiendo de tono conforme nos acercamos a la conmemoración de los 500 años de la caída del imperio azteca, lo cual sucederá el 13 de agosto del 2021, en menos de dos años, si no rectificamos el significado.

amlo

Pareciera que vivimos en México una película de caricaturas, donde siempre hay buenos y malos, o un partido de béisbol, en el cual los partidarios de un equipo dicen que los contrarios son tramposos. La realidad se ignora o deforma por esas visiones contaminadas por el odio y el fanatismo.

crisis económica

La caída en la tasa de crecimiento en México de un mediocre 2% del PIB en 2018 a prácticamente cero en el tercer trimestre de 2019, se debió a factores de carácter interno; a malas decisiones de tipo político que tuvieron un fuerte impacto en el ánimo de los inversionistas, provocaron incertidumbre y redujeron por lo tanto, los montos de inversión.

pueblos ricos

La aparente paradoja por la cual líderes políticos que sostienen y defienden un discurso "de izquierda" (socialista, valga la aclaración en estas épocas de alta confusión semántica) ganan adhesiones y elecciones al mismo tiempo que se hacen ricos cuando alcanzan alguna cuota de poder, e inmensamente ricos cuando asumen todo el poder posible sin perder seguidores y adictos sino -por el contrario- incrementarlos tiene explicación -en mi opinión- en lo siguiente:

La ideología marxista se ha extendido por todo el planeta y domina la mente humana, claro que en diferentes grados que van del 1% al 100%. En el extremo del 100% encontramos al marxismo-leninismo, aunque afortunadamente no son muchas las personas que aglutinen explícitamente a esta corriente hoy en dia. Y en escala decreciente al marxismo gramsciano.

Ya se publicó el más reciente libro de AMLO, cuyo título es Hacia una economía moral, buen pretexto para reflexionar en torno a la relación de la moral con la economía.

Lo primero que hay que tener en cuenta es que en español la palabra economía tiene dos ascepciones. La primera hace referencia a la actividad económica (producción, oferta y venta de bienes y servcios; demanda, compra y consumo de satisfactores), y la segunda a la ciencia económica, cuyo objeto de estudio es la conducta de los agentes económicos, la actividad económica, desde la producción hasta el consumo, con la intención de descubrir, entender y respetar relaciones causa – efecto.

crecimiento económico

Un factor que afecta la inversión y el crecimiento son los impuestos. A mayores impuestos, menor inversión, y a menor inversión, menos crecimiento y empleos. Las utilidades o ganancias son precursoras de la inversión. Si tenemos 10 de ganancias y 3 de impuestos, hay 7 disponibles para invertir. Si los impuestos toman 5, quedan 5 para crecer y crear empleos.

índice social

En el 2014, la organización “Social Progress Imperative”, dirigida por el profesor de la Escuela de Negocios de Harvard Michael E. Porter, y el economista Michael Green, lanzaron un Índice de Progreso Social para “evaluar la eficacia con la que el éxito económico se traduce en progreso social”.

He dedicado un par de Pesos y Contrapesos a analizar el Índice de Confianza del Consumidor, ICC, que el INEGI elabora a partir de las repuestas que los consumidores encuestados dan a estas cinco preguntas: cómo se percibe la situación actual de los miembros del hogar comparada con la de hace un año; cómo se espera la situación de los miembros del hogar, dentro de un año, comparada con la actual; cómo se percibe la situación actual de la economía en comparación con la de hace un año; cómo se espera la situación de la economía, dentro de un año, en comparación con la actual; cuáles son las posibilidades de los integrantes del hogar, hoy, para comprar enseres domésticos.

Las actividades económicas oscilan entre dos extremos. Por un lado la producción de bienes y servicios, que depende de las inversiones directas de los empresarios, que a su vez dependen de su confianza. Por el otro el consumo, que depende de las necesidades de las personas, de sus ingresos y de su confianza. La variable que aparece en los dos extremos es la confianza: de los empresarios, el inicio, de los consumidores, al final.

Como vimos en el anterior Pesos y Contrapesos, la compra de bienes y servicios, de las familias residentes en el país, creció, en términos anuales, en los tres últimos agostos (2017, 2018, 2019), 3.3, 2.6 y 0.1 por ciento, lo cual, dado que el bienestar depende de la cantidad, calidad y variedad de los bienes y servicios de los que se disponga, afecta el bienestar, afectación que se ha agravado en los últimos tres meses. En junio la compra de bienes y servicios creció 1.3 por ciento, en julio 1.0 por ciento y en agosto 0.1 por ciento. La caída en la tasa de crecimiento de dichas compras ha sido considerable, tanto en los últimos dos años, como en los últimos dos meses, puediendo deberse a una causa objetiva y/o a una razón subjetiva.

Siempre he creído que el desempeño de una economía debe medirse a nivel de la economía familiar, del bienestar de sus miembros, que depende de la cantidad, calidad y variedad de los bienes y servicios con los que cuenten, mismos que para poder consumir hay que comprar, por lo que la compra de bienes y servicios es un buen indicador de la disposición de bienes y servicios en los hogares, y por ello del bienestar de la gente.

En el siglo pasado, en especial durante la revolución mexicana, hubo ejércitos caudillistas: el ejército de Villa, el de Zapata, entre otros. Su jefe era su caudillo.

Francisco I. Madero convirtió al ejército en una institución para preservar la democracia y el cumplimiento de la Constitución, por ello se le llamó ejército constitucionalista.

En el último Pesos y Contrapesos apunté que el Índice de Confianza Empresarial, ICE, de octubre de 2018, se ubicó en 50.4 unidades (confianza) para, un año después, en octubre pasado, ubicarse en 49.8 puntos (desconfianza), y pregunté cuál ha sido el efecto del paso de la confianza a la desconfianza sobre las inversiones directas, que son las que llevan a cabo los empresarios para producir bienes y servicios, crear empleos y generar ingresos.

El crecimiento de la economía se mide por el comportamiento de la producción de bienes y servicios para el consumo final, el Producto Interno Bruto, que depende de las inversiones directas, que son las que producen bienes y servicios, crean empleos (para producir hay que trabajar) y generan ingresos (a la gente se le paga por trabajar), inversiones que dependen de la confianza de los empresarios. A mayor confianza más inversiones directas, a más inversiones directas mayor producción, y a mayor producción más crecimiento. No hay de otra.

La economía mexicana está estancada: ni para atrás (ni decrece) ni para adelante (ni crece). Según la Estimación Oportuna del Producto Interno Bruto para el tercer trimestre, durante los nueve primeros meses del año el PIB creció/decreció 0.0 por ciento. Lo dicho: ni crece (ni para adelante) ni decrece (ni para atrás), considerando el período enero – septiembre.

Dediqué los dos últimos Pesos y Contrapesos a comentar, en términos generales, los resultados de la Estimación Oportuna del Producto Interno Bruto para el tercer trimestre del año, destacando lo siguiente.
Durante los primeros nueve meses de 2018 el crecimiento promedio trimestral del PIB fue 2.1 por ciento. Un año después, entre enero y septiembre pasados, fue 0.0 por ciento.
A lo largo de los tres primeros trimestres de 2018 el PIB creció 1.2, 2.6 y 2.5 por ciento. Durante los primeros tres trimestres de 2019 creció 1.2, menos 0.8 y menos 0.4 por ciento.

En los años 70 Venezuela se consideraba el país más rico de América Latina. Recibía migrantes de casi todo Sudamérica; mientras Chile al inicio de esa década vivió un régimen socialista que lo hundió en la devaluación, la hiperinflación, el desempleo y la escasez. En su capital, Santiago de Chile, en 1973, desde temprano se formaban largas colas para conseguir alimentos. Actualmente Venezuela sufre una situación económica parecida a la que vivió Chile al inicio de los años 70, en tanto Chile es ahora el país más desarrollado y con los más altos indicadores de bienestar social en Latinoamérica.

Fue el lunes 29 de octubre de 2018, hoy hace un año, cuando AMLO decidió, porque fue él quien lo decidió y no el pueblo, por más que haya mediado una consulta popular, cancelar la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM) en Texcoco, decisión que será recordada como uno de los más graves errores cometidos por AMLO, error que frenó en seco la inversión directa y, por ello, el crecimiento de la economía.

Página 1 de 14